Teléfono
Google+ Email Ubicación

¿Por qué existe la molesta muela del juicio?

Muela del juicio

A veces nos preguntamos para qué sirven las muelas del juicio si lo único que hacen es provocar como mínimo molestias y como máximo un gran dolor y la correspondiente visita al dentista. Pues bien, esta cuestión acaba de ser resuelta por científicos australianos.

Según ha informado El País, basándose en el estudio de los expertos, la dentadura de nuestros antepasados los homínidos sí estaba bien hecha. Al parecer ellos tenían un buen tercer molar, el cual era cuatro veces mayor al nuestro y específicamente creado para la labor de masticar.

La transformación hasta la que hoy conocemos como muela del juicio todavía no se explica muy bien, aunque hay varias teorías que dan un razonamiento evolutivo al cambio de tamaño. No obstante, lo que sí ha quedado demostrado es que son exclusivas del ser humano.

En 2007, la bióloga Kathryn Kavanagh desarrolló una teoría de la evolución de los dientes en los mamíferos. En ella explicaba un modelo de “inhibición en cascada”. Es decir, cuando un diente se desarrolla envía señales a los que están a su alrededor y según esas señales se determina el tamaño de los dientes vecinos.

Ahora, Alistair Evans, un científico australiano, ha iniciado una investigación que traslada esa teoría a los homínidos. El proceso revela la degeneración de la tercera muela de los australopitecos hasta la engorrosa muela del juicio que atormenta al ser humano actual.

En los homínidos más próximos al chimpancé, los molares crecían sin que importara el tamaño general de la dentadura y lo hacían más en la parte posterior de la boca. Sin embargo, cuando surgió el género Homo todo cambió. El tamaño de la dentadura empezó a cobrar importancia y condicionó la dimensión de las muelas. Esto hizo que el tercer molar, o nuestra muela del juicio, se viera considerablemente reducida.

Aun así, todavía no ha salido a la luz ninguna teoría de cómo poder evitar que nos atormente la vida esta muela. La mejor opción es una visita a tu dentista de confianza para sanar todos los males.

Para cualquier consulta no dudes en ponerte en contacto con nuestra clínica. Nuestro personal estará encantado de atenderte.

 

Fuente: El País

Imagen: Cirugía Maxilofacial

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Regístrate a nuestro boletín
* = campo obligatorio

powered by MailChimp!